El nobel de Obama

Maria Crespo

El día 9 de octubre de 2009 fue comunicada la decisión del comité Noruego de El Nóbel de la Paz de entregárselo al presidente Barack Obama. Esta decisión ha sido una de las más polémicas de los últimos años, ya que las nominaciones se cerraron el primer día de Febrero de este año, solo once días después de la llegada del nuevo jefe de gobierno al despacho oval, y la decisión ha sido tomada cuando Obama llevaba tan solo ocho meses ejerciendo su nuevo cargo.
Según el comité Noruego encargado de la elección del mejor destinatario del premio, se lo han otorgado a Obama por “sus extraordinarios esfuerzos para reforzar la diplomacia internacional y la cooperación entre pueblos”, actitudes que el Comité siempre ha considerado de extrema importancia. También citan la visión y el trabajo de Obama por un mundo sin armas nucleares, el nuevo clima creado en la política internacional tras su llegada y su utilización de las negociaciones y el diálogo como instrumentos preferidos para resolver los conflictos internacionales más difíciles.

No obstante muchas personas piensan que ese premio debía haberlo recibido alguien como, los preferidos al premio, Morgan Tsvangira o como Piedad Córdoba.
Morgan Tsvangirai, tras siete años intentando derrocar a Robert Mugabe (anterior primer ministro), es el actual primer ministro de Zimbabwe. Tsvangirai impugnó los resultados de las elecciones, ya que cuando se sometían a votación los resultados no se hacían públicos hasta meses después. Por fin en Enero de 2009 tras intensas negociaciones con Mugabe consiguió su cometido.
Piedad Córdoba, líder del movimiento Poder Ciudadano Siglo XXI, es una política y abogada, Senadora de Colombia. Ha trabajado especialmente por los derechos Humanos, los derechos de las minorías étnicas y los derechos de las mujeres. En Agosto de 2007, tras involucrarse en el acuerdo humanitario entre el gobierno colombiano y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (las FARC), y tras un gran periodo de negociaciones junto con el presidente de Venezuela, Hugo Chávez, logró la liberación de seis rehenes políticos, y en Febrero de 2009, consiguió que las FARC soltaran por fin los últimos dos rehenes políticos, un soldado y tres policías, que seguían bajo su dominio.
Sin embargo Barack Obama, al contrario de los favoritos al Nóbel, solo ha realizado promesas sin ninguna evidencia que demuestre que van a ser cumplidas. Cierto es que como primer presidente de raza negra ha dado un gran paso hacia la igualdad racial, y que promete acabar con el comercio de armas nucleares, pero, ¿Y sus tropas?, pues a decir verdad Obama ha decidido trasladar más tropas a Afganistán y a Irak. Siendo así, ¿Importan las muchas palabras que haya derrochado hablando de Paz y una visión de un mundo libre de guerras?
También podríamos mencionar el cierre de Guantánamo como otra de sus grandes promesas, aunque todavía no hay signo de que se lleve a cabo.
¿Y qué opinan de la pena de muerte? En 1996 Obama estaba en contra de ella, pero ahora que ha conseguido ser presidente no ha hecho ningún comentario sobre su posible abolición. Él está a favor de condenar a muerte a los asesinos y a los violadores, aunque el tribunal supremo estadounidense dictaminó en Junio de 2008 que no se llevaría a cabo en estos últimos. Entonces, ¿es justo que alguien que apoya la pena de muerte reciba el Nóbel de la Paz?
Al final, el premio más que un galardón es un incentivo a que cumpla sus promesas y una llamada a la acción para que haga frente a los problemas y amenazas que azotan el mundo cada día.
Mi opinión, es que Barack Obama debería ganar ese premio más adelante, cuando haya hechos demostrables y haya acumulado más méritos y no solo compromisos de que todo cuanto se anuncia va a hacerse realidad.

este artículo fue publicado en el número 342 de eolapaz

Entrevista con Luis García

Javier Uribe, Andrés Mantecón, Rodrigo Gutierrez, Jesús Antuñano, Pablo Alonso,

Dicen las malas lenguas que ha venido al Racing en busca de un retiro dorado, pero el que le vea, como nosotros, entrenar en la Albericia, se dará cuenta que sigue siendo un jugador de calidad, efectivo y ambicioso. Quizá sea ese el motivo de la polémica que le rodea. Muchos son los que piensan que debería ser en este Racing tan maltrecho, titular indiscutible. Y lo malo es que el también lo sabe, y eso le desquicia. Con todo, lo que esta claro es que Luis García es un crack. Nacido en Badalona en 1978, se formó en la cantera del Barcelona, a donde llegó procedente del San Gabriel, en equipo de barrio de S. Adriá de Bessos, destacando como medio centro de ataque. Pero el precio de estar en una de las mejores canteras del país es soportar tanta competitividad. En 1999, tras peregrinar por todos los niveles del Barça, fue cedido al Valladolid, con el que debuto en primera. Tras dos años de cesiones, por que Van Gaal no contaba con él, recaló en Tenerife, club en el que destacaría siendo pieza indispensable para el ascenso, y preferido de Rafael Benítez.

En 2003, ya estaba en la élite, Frank Rijkaard le repescó, convirtiéndose en una pieza importante del equipo. Pese a ello, Rafael Benítez, con el que había conseguido una gran sintonía en su etapa canaria, le reclamo para su spanish Liverpool, y el de Badalona no se negó. Acertó de pleno. Luís acabaría siendo uno de los ídolos de los reds, con los que conseguiría la Liga de Campeones y la Supercopa de Europa. Fue su época dorada, jugador admirado y modelo cotizado de firmas como H&M y Umbro. En 2006 era ya titular de la selección, siendo el héroe de la eliminatoria de repesca contra Eslovaquia. Pero el año 2007 marcaría una inflexión. Gravemente lesionado en el ligamento de rodilla, perdió una temporada. El Liverpool le cambio por Torres, regreso a España, no cuajo en el Atlético y empezó su declive. Sin embargo, hoy, el hombre que consiguió en Europa cinco títulos, sigue demostrando en el Racing, que es uno de los grandes.
¿Está contento en Santander?
Sí, mucho.
¿Cuál es para usted el objetivo del Racing?
La permanencia, sin poner techos.
¿Cómo compaginó los estudios con el fútbol?
Fue difícil, pero mis padres me hicieron ver lo importante de estudiar y me esforcé.
¿Cuál ha sido su mejor época como jugador de fútbol?
La que viví en Inglaterra (Liverpool) donde pude conseguir títulos.
¿Cómo se vive en Inglaterra?
Bien, pero muy diferente a España: comida, horarios, gente, etc.
¿Cómo fue su primer “You´ll never walk alone” que oyó?
Lo oí primero en el campo de Glasgow con el Barça en Uefa y fue espectacular.
¿Qué sintió con el 3-0 del Milán en la final de la Champions?
Derrotado, pero nunca vencido gracias a todos los compañeros.
¿Y cuando empataron y fueron a los penaltis?
Sabíamos que no podíamos perder.
¿Por qué vino al Racing?
Porque me gustaba el club y el entrenador confiaba en mí.
¿Conocía ya a algún jugador del Racing?
Sí, a Gonzalo y a Pinillos de otros equipos.
¿Qué le pareció la decisión de destituir a Mandiá?
No me corresponde opinar.
¿Creé que deberían dar más tiempo a Canales?
Creo que está en una buena línea y tendrá mucho futuro.

¿Qué fue lo primero que pensó cuando acabó el partido de la final de la Champions? ¿Y cuando le echó mano a la copa?
Son momentos muy difíciles de expresar, es una alegría indescriptible. A medida que va pasando el tiempo te acuerdas de tu gente, de lo bien que se lo estarán pasando.
¿Cómo es su relación con Francisco Pernía?
Buena, tengo la fortuna de llevarme bien con todo el mundo.
¿Estuvo a gusto en el Atlético de Madrid?
Por supuesto, pero pienso que debería haber jugado algo más, apenas se contó conmigo.
¿Ha estado en algún equipo a disgusto?
De todos guardo un buen recuerdo.
¿Sigue una dieta muy estricta?
No tengo problemas de peso, pero la comida es algo que debes cuidar mucho.
¿Cuántos goles espera meter esta temporada?
Nunca he sido un goleador, pero dependerá de la posición que ocupe en el campo.
¿Tiene tiempo para su familia y amigos?
Todo lo que el fútbol me deja.
¿Le gustaría tener otra profesión? ¿Cambiar de vida?
Creo que ésta es una profesión maravillosa y no me gustaría cambiar de vida.
¿Qué le parece Cantabria? ¿Y las otras regiones en las que ha estado?
Sin lugar a dudas es de las regiones más bonitas que conozco.
¿Ha visitado los monumentos de la región?
Algunos, pero espero poder visitar todo lo maravilloso de ésta región.
¿Qué quiere hacer después de colgar las botas? ¿Cuándo tiene pensado hacerlo?
No me he planteado mi futuro y de momento creo que tengo fuerza para seguir practicando este deporte.
¿De su palmarés con qué trofeo se quedaría?
Con la Champions League.