Sufragistas, la lucha por la libertad



En los últimos años, ha sido noticia la constante lucha por la igualdad de género. Enciendes la radio, la televisión o directamente, abres un periódico, y te salta a la cara una noticia referida con este tema. Muchos piensan que es algo actual, algo que es por causa de “que las mujeres se aburran en casa y no tengan nada más que hacer que dar el coñazo con tales sandeces”… Pero no, esta historia viene de mucho más atrás, concretamente de la década 1870.

Al acabar la revolución francesa, las mujeres se dieron cuenta de que habían luchado por algo que no las beneficiaba. Los propósitos de la revolución eran conseguir “Los derechos del hombre y del ciudadano” y, al parecer, cuando los revolucionarios decían “hombre” se referían al término “hombre” como tal y no al conjunto de hombres y mujeres. Claro está que esto no fue cosa de agrado entre las revolucionarias, y como era de esperar, se rebelaron, de nuevo, pero contra los hombres. Así empezó el feminismo: mujeres de todas las clases sociales y diferentes ideologías políticas, juntas por fin, despotricando contra los hombres y luchando por sus derechos como mujeres. Este movimiento se extendió por toda Europa Occidental y Norteamérica.
Su primer objetivo, era conseguir el derecho al voto, es decir, el sufragismo.
Quizá el movimiento sufragista más conocido fue el que tuvo lugar en Reino Unido. El movimiento sufragista británico se dividió en dos bandos: el moderado, y el radical.
La cabecilla del grupo de sufragistas moderadas fue Milicent Garret Fawcet, que denominó al grupo “Unión Nacional de Sociedades de Sufragio Femenino”. En 1914 la asociación contaba con más de 100.000 miembros, y se dedicaba a la propaganda política, la organización de mítines y campañas de persuasión… guardando siempre el orden y la legalidad en sus acciones. En 1912, Milicent pronunció en su discurso las siguientes palabras “Quizás la sutil violencia utilizada por las sufragistas trataba de disminuir nuestro orgullo de sexo; íbamos a enseñarle al mundo como conseguir reformas sin violencia, sin matar gente y volar edificios, o sin hacer las otras cosas estúpidas que los hombres han hecho cuando han querido alterar las leyes (…) Nosotras queríamos mostrar que podíamos avanzar o conseguir la libertad humana a la que aspiramos sin utilizar violencia alguna. Hemos sido decepcionadas en esta ambición pero todavía podemos dar a nuestras almas el consuelo de que la violencia registrada no ha sido formidable y de que las más fieras de las sufragistas están más preparadas para sufrir daño que para infligirlo”.
El bando radical tenía como líder a Emmeline Pankhurst. Creó la Unión Social y Política de las Mujeres (WSPU). Sus miembros eran conocidas como las “suffragettes”. Este grupo de mujeres no se contentaba con el mero hecho de hacer campañas y repartir panfletos propagandísticos por la calle… ellas vieron más efectivas las múltiples tácticas violentas que llevaron a cabo: incendios de establecimientos y comercios, sabotajes, agresiones a domicilios privados de políticos y miembros del parlamento… Y claro, toda acción tiene su consecuencia y, como a todo cerdo le llega su San Martín, estas violentas sufragistas acabaron en la cárcel. Pero ni siquiera esos muros de contención, pudieron contener el entusiasmo de estas mujeres por su derecho al voto, y así comenzaron todas ellas numerosas huelgas de hambre. Ante esto, el parlamento respondió con una táctica bastante original: “gatos y ratones”. Los “gatos” (el gobierno) soltaban a los “ratones” (las sufragistas de la cárcel) cuando estaban famélicas y moribundas; y cuando dichos “ratones” recuperaban las fuerzas y estaban de nuevo bien alimentadas, los “gatos” las cazaban, y vuelta a las ratoneras… donde, como no, los “ratones” volvían a abstenerse de probar un solo bocado del suculento “queso” de la prisión. Y todo esto fue un “tira y afloja” hasta la Primera Guerra Mundial.
En la Primera GuerraMundial, las mujeres fueron la principal mano de obra y, por tanto, las que consiguieron arrancar la economía de nuevo. Ante esto, el gobierno no tuvo más que permitirlas el derecho al voto. En 1918 una ley dictó que las británicas de más de 30 años podían votar. Y diez años después, se impuso otra ley que permitía a todas las mujeres mayores de edad votar. Para que luego digan… que las chicas no son guerreras.
Lucia Saiz de Quevedo
Colegio La Paz, Torrelavega (Cantabria) 
Imagen belakarloff221b.wordpress.com

Los españoles que quedan atrás



Mes de febrero, mes de Manos Unidas, mes (aunque deberían ser todos) adecuado para mirar a nuestro alrededor y darnos cuenta de las necesidades que se abalanzan sobre nosotros.
Ya pasaron los tiempos en que la pobreza parecía afectar a unos pocos habitantes de  extremo de la sociedad, hoy es una amenaza a que puede caer sobre cualquiera de nosotros. Lo decía Cáritas hace poco en un informe contundente. “La clase media se había roto”.

Y es que, como los informes de Cáritas demuestran machaconamente, la crisis pasará, pero este país, aunque no lo parezca, va a ser un desierto para muchos españoles durante una generación. En esos informes de los que os digo comprobábamos el incierto rumbo de nuestra economía y la gran brecha social que generan las medidas que se están tomando, comprobando la desigualdad de oportunidades entre españoles en datos como que el 75% de las personas salían adelante gracias a la posición de sus familias.
Esos estudios también muestran escalofriantes datos como que el 26% de las personas se encuentran en riesgo de pobreza y en una posterior situación de exclusión social como consecuencia.
Uno de los datos más significativos muestra como un 65% de las personas que acuden a Cáritas llegan tras ser enviadas por los ayuntamientos, lo cual muestra la insuficiencia de fondos que el estado destina a personas en una situación de pobreza poniendo en jaque el estado de bienestar de un país que medio mundo envidiaba.
Cáritas dedicó 23 millones de euros en la educación superando lo que aportó el año pasado el ministerio responsable de políticas sociales para la educación primaria.
También en el informe  se da cierta importancia a lo al margen que se encuentra cierta franja de la sociedad, destacando que 400.000 desahucios por si solos no llaman la atención, pero 5 suicidios sí que consiguieron llamarla, aunque a día de hoy, alguno  ni siquiera lo considerase suficiente.
Juan Mata
Estudiante de secundaria, Torrelavega (Cantabria)

Imagen blogsitb.com

El Judo Club La Paz en los Juegos de Competición Benjamín.



El pasado domingo 25 de enero el equipo de benjamines del club de judo del colegio acudía a los Juegos de Competición que la Federación Cántabrade Judo y D.A. organizó en el Polideportivo de Cueto.

Por primera vez desde que Alberto Calderón se hizo cargo de las clases de judo de La Paz, todos los alumnos de una misma categoría de edad se inscribían para una competición, algo que no suele ser habitual.
En palabras de su entrenador, el trabajo de los pequeños fue simplemente espectacular, destacando no sólo su evolución técnica sino también su comportamiento ejemplar.
Felicitar a los ocho niños y niñas por su trabajo y saber estar y, cómo no, agradecer a los padres el esfuerzo de dedicar una mañana de domingo a que sus hij@s disfruten y aprendan con este deporte.
Pié de foto: de izquierda a derecha, Marcos Martínez, Alfredo Aldaco, Víctor Ruera, José Luis Barrio, Raúl Uriarte, Diego Lavín, Alba Magaldi y Carla Mantecón.
Alberto Calderón

Profesor de judo, Judo Club La Paz

Experimentando con el agua



Los compañeros de 1º de ESO están desarrollando estos días un interesante proyecto de aprendizaje sobre en agua en ciencias naturales, de la mano de la profesora Heidi Rodríguez, que esta ayer y hoy ha permitido ver chulísimos experimentos en el aula e incluso vídeos grabados por nuestros compañeros con experimentos realizados en sus casas. Una nueva forma de aprender y hacer ciencia.

Mª Dolores Gallardo, periodista



El año 2014 ha sido el año del centenario para la Asociación de la Prensa de Cantabria, la asociación de los periodistas de nuestra región, y de la que pretendemos aprender cada día. Fue esta asociación la que creo en 1997 el proyecto educativo Interaulas, al que tanto debemos. Para hablar sobre todo ello hemos charlado con Dolores Gallardo, su presidenta. Licenciada en periodismo por la Universidad Complutensede Madrid, Mª Dolores Gallardo es redactora del área de economía del Diario Montañés y profesora de lenguaje y semiología, en el grado de Periodismo y Redes Sociales del Centro Universitario CESINE, presidente la junta de gobierno de la APC, de la que forman parte profesionales como Santiago Rego, Lara Tejerina, Enrique Palacio y Marián González.

¿Cuál fue tu motivación para estudiar periodismo?
A mí me gustó el periodismo desde que era pequeñita, me encantaba el periodismo pero sobre todo ser corresponsal e irme a vivir a distintos países como corresponsal de guerra y realizar temas sociales. Además, cuando venían los amigos de mis padres a casa yo les entrevistaba, siempre me gustó; me pareció una profesión muy interesante, se aprenden muchas cosas.
¿Cuál fue tu primer trabajo como periodista?
Trabajé en Madrid mientras estudiaba la carrera en una agencia de noticias y luego entré en El Diario Montañés y aquí  he pasado por casi todas las secciones (Sanidad, Tribunales, Economía, Universidad, Educación…)
¿Cómo fue tu elección como presidenta de la asociación de prensa de Cantabria?
Fue muy difícil, muy complicada ya que había muchos problemas porque la asociación estaba dividida en dos grupos; uno de gente más joven y otro de gente más mayor, y había muchas diferencias entre ellos; fueron unas elecciones muy duras, incluso con descalificaciones, pero bueno poco a poco desde que llegué, llevo ya 9 meses, hemos conseguido que haya paz y que vayamos bien.
¿En qué consiste el proyecto interaulas?
El proyecto interaulas consiste en acercar los medios de comunicación y las tecnologías de la información a los colegios. Empezó hace ya más de 10 años con unos 12 colegios y ahora son casi 80 colegios los que participan. Trata de que la gente joven sepa qué son los medios de comunicación y aprendan a manejar las tecnologías y las redes sociales.
¿Cómo crees tú que ha cambiado el periodismo gracias a Internet?
Ha cambiado mucho pero se ha desvirtuado bastante. Internet da mucha cabida a gente que no es periodista y que quiere ejercer como ello y que no tiene ética ni moral ni sabe cómo funciona. Creo que hace falta legislar y regular mucho el tema de Internet y el periodismo en Internet; pero de todas formas también facilita mucho la información para quien la use bien.
Sobre el proyecto Interaulas, ¿cómo vais a seguir financiando el proyecto? Ya que había rumores sobre si el ministerio de educación iba a hacer recortes.
Ha habido recortes, el presupuesto se quedó a la mitad, pero hemos conseguido la otra mitad con las Consejerías como la Consejería de La Mujer la cual va a empezar a colaborar y completará la financiación, incluso, ahora estamos mirando para ver si podemos conseguir más financiación de la que teníamos y poder hacer más cosas.
¿Tenéis pensado hacer otro proyecto?
Ahora mismo no, aunque a mí me gustaría hacer una escuela de formación de periodismo y crearla aquí con una emisora de radio, una página Web, para la gente joven que no tiene trabajo que puedan dar aquí los primeros pasos, saber cómo se trabaja, conocer el mundo laboral, tener su primera experiencia… Pero es un proyecto que de momento no podemos realizar porque cuesta mucho dinero pero que no lo descarto, igual en un par de años se puede hacer.
¿Cómo concilias tu vida personal con la profesional?
Pues muy mal; es muy difícil porque yo por ejemplo, que hago información económica, en las ruedas de prensa los políticos todo el día están diciendo estamos dando ayudas para que las mujeres que trabajan puedan conciliar su vida personal con la profesional, pero al final esas ayudas nunca llegan. Entonces, nos ayudan los abuelos, como se pueda, intentando dedicarle a la familia el poco tiempo libre que tienes; que sea poco pero de calidad.
¿Qué es lo que más te gusta de tu trabajo?
Me gusta todo. Sobre todo, lo que más me gusta es que todos los días se aprende algo. En este trabajo estás continuamente formándote y aprendiendo cosas, también conocer a gente y relacionarte con ella, saber sus problemas y poder ayudar a la gente con las entrevistas a que consigan cosas que de otra manera, si no hubiesen llegado al periódico, no las hubiesen conseguido.
¿Algún periodista al que admires? ¿Por qué?
Admiro a muchos periodistas, aunque a quien más admiro es a mi exmarido (Javier Fernández Rubio), que es de quien más he aprendido en esta profesión. Creo que en Cantabria hay periodistas muy brillantes y merecen la admiración de todos nosotros.
¿Algún comentario para los futuros periodistas?
Que se formen en idiomas, en las redes sociales, que hagan un máster, que estudien y salgan lo mejor preparados, porque yo creo que a partir de ahora el modelo de trabajo va a cambiar, no va a ser como antes que tu llegabas a una empresa y te quedabas a trabajar ahí para siempre, sino que yo ahora creo que las grandes empresas van a contratar servicios, es decir, por ejemplo, una empresa va a realizar un suplemento de motor, pues voy a elegir a una empresa periodística que es la que mejor escribe sobre motor. Es decir que cada uno se especialice, en el tema que le guste, que haga el trabajo con pasión. Trabajar es muy duro y más si no haces algo que te guste, por lo que será mejor si haces algo que te guste.
Mantilla, Cuesta
Estudiantes de bachillerato, Colegio La Paz, Torrelavega (Cantabria)
Imagen Cesine y Eduardo Cuevas (lalocuevas1.blogspot.com)

Un experimento interesante



Hemos salido a la calle con el propósito de hacer un experimento. Nuestra mentalidad hizo que el trabajo fuese innovador y diferente a los demás. Sin más dilación les vamos a explicar de qué constó nuestro experimento.
En primer lugar, elaboramos unas magdalenas, como elemento de repostería. El proceso para hacerlas  ha sido el siguiente:
Primero juntamos todos los ingredientes y los utensilios que íbamos a utilizar, y,  si era necesario comprarlos,  los comprábamos. A la hora de hacerlas, empezamos echando un huevo y unos 50 gramos de azúcar, en un bol. Seguidamente batimos todo hasta que se mezclen totalmente y se disuelvan bien, después de que se hayan mezclado echamos 50 gramos de harina y continuamos removiendo hasta que se disuelva la harina también con el huevo y el azúcar. El siguiente paso consistía en echar media cucharada de levadura y batir (siempre a mano) hasta disolverlos. Más tarde, derretimos  50 gramos de mantequilla y con la mantequilla derretida ya en el bol, volvemos a mezclar todo hasta disolverse.  Posteriormente echamos el líquido del bol en los moldes de las magdalenas, cuando ya está  el líquido en el molde, procedemos a meter  los moldes en el horno y dependiendo de los grados a los que pongas el horno, tardas más o menos, en nuestro caso tardamos 20 minutos hasta que estaban en su punto y listas para comer. Este fue el proceso que seguimos para hacer la mitad de las magdalenas, ya que la otra mitad fueron con colorante, el colorante le echamos justo antes de meterlas al horno, por lo demás, seguimos el mismo proceso que las otras magdalenas. Destacar que ambos tipos de magdalenas tenían el mismo sabor, cosa fundamental para desarrollar el experimento.
En segundo lugar, pasamos a la acción. Salimos a la calle y encuestamos a personas anónimamente, sin conocerlas con anterioridad.  En este paso les invitamos a probar los 2 tipos de magdalenas (con colorante y sin colorante), y posteriormente les preguntamos por qué tipo de magdalena ha sido el que le ha gustado más (siempre desde el sentido del gusto).
El resultado ha sido abrumador, al 90% le gustaron más las que tenían colorante.
Con estos resultados podemos sacar una conclusión:
Las personas prefieren las magdalenas con colorante, pero no por su propio sabor, ya que es el mismo. Estas personas creen que las magdalenas con  el propio colorante están más ricas, y esto, ¿por qué es así?:
La respuesta es muy fácil, los seres humanos a través del sentido de la vista, buscamos elementos más llamativos a la retina humana, con esto quiero decir que el cerebro elige las magdalenas con colorante ya que su color es más llamativo y más intenso. Por esta razón, los nervios del cerebro envían señales al sentido del gusto engañándole, y haciéndole creer que las magdalenas con colorante están más ricas que las de sin colorante.
“Una vez más comprobamos que no somos tan inteligentes como nos etiquetan, y que a veces ese ser humano se confunde.”
Francisco Cuesta, Álvaro Mier

Estudiantes de bachillerato, Colegio La Paz, Torrelavega (Cantabria)

Walter García


Para unos es un provocador agresivo y pendenciero que vive de la polémica. Para otros una leyenda de la comunicación que vive preso de una imagen deformada por quienes no le perdonan decir la verdad y enfrentarse con quienes mienten. Para nosotros, y después de hablar con él, es Walter, una de las voces más familiares de la radio, un amante del deporte y del Racing, un joven con apariencia de señor mayor que es incapaz de decir ni hacer nada sin ilusión. Ha trabajado de repartidor, de entrenador de fútbol sala o de locutor radiofónico. Ha trabajado desde los medios más importantes (El Diario, COPE o Marca), hasta los más modestos, pero siempre con la misma implicación y osadía. Con todos ustedes, desde MixRadio, Francisco Walter García

¿Quién es Walter García?
Un ciudadano que cuando era joven soñaba todos los días de su vida con trabajar en la radio. Antes cuando era pequeño jugaba en mi habitación y hacia que retransmitía partidos por la radio. De pequeño soñaba con trabajar en la radio deportiva y lo conseguí. Soy de Santander del barrio Porrua, me crié en mi barrio con mis amigos y posteriormente trabaje en Donuts durante unos años, hasta que me dijeron que si quería ir a probar a una radio nueva que se abre que se llama Onda Cero, fui hice una prueba y me cogieron y desde aquello trabajo en la radio.
¿Por qué desde pequeño quieres ser locutor deportivo?
Porque cuando yo era pequeño la radio deportiva era la base del deporte, no existía la tele solo había un canal que era TVE, no daban prácticamente fútbol como mucho televisaban un partido los sábados a las ocho de la tarde. Por eso la mayoría de niños éramos aficionados de la radio y escuchábamos los partidos de fútbol a través de ella.
De niño la radio tenia una fantasía que no tenía ningún otro medio de comunicación, la radio era mi vicio y por eso me enganche a ella y me enganche tanto que quería ser locutor deportivo.
¿Cuál crees que será el futuro del Racing?
El futuro del Racing yo creo que será como el de todos los equipos irá a bien cuando tenga a gente honrada gestionando el club, le pasara lo mismo que a la Gimnástica y que al Textil escudo. Los clubs de fútbol funcionan bien cuando tienen gente honrada al frente, gente que realmente quiere a ese club y que lo que quiere es hacer una buena gestión. Los clubs de fútbol van mal cuando los que entran es gente que va al fútbol a ganar dinero, no ha hacer una obra como se hacia antiguamente, que no había tanto dinero ahora hay mucha gente que en el fútbol ve al negocio y va al fútbol solo a hacer negocio. El Racing volverá a funcionar cuando tenga gente honrada al frente.
¿Crees que volverá a ser lo que era?
Si, es cíclico como la vida, igual tarda 40 años pero yo supongo que volverá a tener ese momento de gloria. Como estar en primera división porque la gloria del Racing es estar en primera división, que no es fácil. Puede  que algún día vuelva a ocurrir pero ahora mismo no creo.
¿Quién crees que es el culpable de que el Racing este así?
Sin duda sus dueños, porque de antes los clubs eran dirigidos por la gente del pueblo que se presentaban como directivas a gestionas, pero de pronto los clubs se hicieron sociedades anónimas, ahí es cuando empezó a entrar mucho dinero y la gente se dedicó a ganar dinero  por la vía rápida en el fútbol. Como sus dueños no eran honrados solo querían ganar dinero rápidamente y acabas jorobando el club que es lo que pasa en muchos equipos de fútbol.
¿Cuál ha sido el evento deportivo que más te ha gustado cubrir?
Cualquier partido del Racing en primera división sobre todo la UEFA, cuando el Racing jugó la UEFA cubrir partidos que eran contra el Manchester City, PSG Twenty…
Se dicen que tu eres periodista de la categoría en que juega tu equipo, si informas de un equipo de segunda eres un periodista de segunda, si informas de uno de primera eres de primera por eso mi mejor momento fue cuando el Racing estuvo lo más alto posible que fue que llegó a jugar la UEFA.
¿Si tienes que escoger un deportista a quien elegirías?
De todos los que he conocido el que más me ha impactado ha sido Talant Dujshebaev, que ha sido el mejor jugador de balonmano de todo los tiempos. Era de Kisguistán, vino al Teka y se quedó en España y se nacionalizó español. Es un chico que a los 11 años estaba enfermo y estaba en un hospital a 1000 kilómetros de sus padres, estuvo allí un año y medio él era muy enclenque y sin embargo por carácter y orgullo acabo siendo el mejor jugador de balonmano del mundo.
¿En que medida los periodistas son esclavos de las fuentes?
Son más esclavos de los medios, porque lo triste de esta profesión es que al final acaban diciendo lo que a la empresa le interesa que diga y entonces se pierda la libertad básica y esencial de hacer un buen periodismo.
¿Cuántas zancadillas te han puesto en tu carrera?
Muchas como a todo el mundo, la vida no es fácil a veces la vida te pone zancadillas, pero la clave de todo es saber sobreponerse a esas zancadillas y si las tomas con inteligencia te harán más fuerte.
¿Por qué eres de Mourinho?
Porque Mou es el mejor entrenador de todos los tiempos. Él dice lo que piensa sin importarle lo que piense cualquiera y a mí en una sociedad como la actual me fascina. Él es distinto y de los poquísimos que han ganado dos copas de Europa con equipos distintos, es distinto y por eso me gusta y porque esta muy preparado.
¿Crees que en los periódicos deportivos se habla de todo?
Se habla de lo que más vende, que es el fútbol. Lo que les interesa a los periódicos es vender y por eso venden más periódicos si la portada es Cristiano que si es Kone.
José calle, Javier Fuertes, Javier Gutiérrez
Estudiantes de secundaria, Colegio La Paz, Torrelavega (Cantabria)

Imagen Walter García